ACTUALIDAD

La nueva chance para Chihuido viaja desde China

China le da nueva vida a la chance de hacer Chihuido I

ENERNEWS/LmNeuquén

La postergada obra de Chihuido I encontró ayer una nueva chance en China. Ahora se abre un lapso de 45 días que podrían ser cruciales para conseguir el financiamiento. Si todo marcha bien, el Banco de China se hará cargo de poner los fondos para el emprendimiento multipropósito sobre el río Neuquén. 

El anuncio llegó desde Pekín (China) y lo hizo el gobernador Omar Gutiérrez, que forma parte de la comitiva oficial que acompaña al presidente Mauricio Macri.

En los hechos, se trata de un acuerdo entre Helport, líder de la UTE ganadora de la licitación de la obra, y la empresa Yellow River Engineering Consulting, una constructora controlada por el gobierno chino. Desde ayer negocian un acuerdo por el cual la firma asiática participaría en la obra, lo que allanaría un posible acuerdo para conseguir los fondos.

1100 metros de longitud tiene la represa. Cuando esté finalizada, tendrá un altura de 105 metros, y una potencia de 637 megawatts. Sería un aporte más que significativo para el suministro eléctrico de todo el país.

Para realizar la presa se requieren de unos 2300 millones de dólares. “Es un primer paso. Siempre soy positivo y por eso pienso que se puede hacer”, dijo Gutiérrez desde China, en diálogo telefónico con LM Neuquén. Señaló que una vez que las partes se pongan de acuerdo, deben presentarse ante el Ministerio de Finanzas de la Nación para conseguir el aval definitivo.

Luego del acto donde se encaminó el acuerdo entre la mayoritaria de la UTE y la empresa controlada por el Ministerio de Recursos Hídricos de China, el gobernador destacó la importancia de una obra largamente añorada por sucesivas administraciones provinciales que siempre, por una u otra razón, se toparon con el límite del financiamiento, en oportunidades, cuando todo indicaba lo contrario.

“Sería muy importante para seguir dando impulso a los puestos de trabajo y la generación de una mayor actividad económica y comercial”, afirmó el gobernador.

La construcción de la presa casi nunca estuvo ausente de los discursos de campaña como uno de los motores clave para el desarrollo provincial, junto con la producción de hidrocarburos no convencionales en Vaca Muerta, si bien en otra magnitud de impacto.

En el último año Nación, la provincia y las empresas adjudicatarias habían buscado fondos en el banco de Desarrollo de Rusia. Finalmente, la negociación fracasó porque no hubo acuerdo en las condiciones del financiamiento, por un cambio en la tasa de interés y los plazos de devolución de los fondos. Desde hace algunos meses comenzó a tomar fuerza la opción de que la plata llegara desde China. Esa es la nueva puerta que se abre para la concreción de la obra uno de los proyectos en carpeta para sostener el crecimiento de la demanda energética nacional. 

 

En tres pasos: Los antecedentes de una obra
que se hace esperar

 

1- Chihuido I es una obra con décadas en carpeta. En el último tiempo, la chance real estaba dada por el financiamiento del Vnesheconombank, un banco ruso en el que estaban cifradas las expectativas de la Provincia y Nación.

2- Esa chance no prosperó. El gobierno nacional intentó que la entidad bajara la tasa de interés del orden del 6,5%. La posibilidad fue desestimada y eso volvió a impedir que la obra pudiera comenzar a dar sus primeros pasos.

3- Ahora la gira de Macri, a la que se sumó Gutiérrez, podría desencadenar una nueva alternativa de financiamiento. Se requieren unos 2200 millones de dólares. Una constructora china se sumaría, y eso podría facilitar el aporte del Banco de China.

Los acuerdos firmados con China estarán en marcha en un año

LA NACIÓN

Macri rubricó ayer con Xi proyectos de infraestructura por US$ 17.000 millones; hoy llegará a Japón.

No fue un cuento chino. El presidente Mauricio Macri se llevó de la ciudad imperial lo que vino a buscar: algo más que sólo promesas. El jefe del Estado firmó una serie de acuerdos con su par chino, Xi Jinping, por proyectos que contemplan una inversión de por lo menos 17.000 millones de dólares. Pero el dato más relevante son los plazos. Según informaron a LA NACION los ministros involucrados en la elaboración de esos acuerdos, la gran mayoría estará en marcha antes de que finalice el primer semestre de 2018.

El encuentro bilateral entre Macri y Xi, calificado por el Gobierno como un "éxito", sirvió también para ratificar su sociedad de carácter estratégico con la República Popular China. Los convenios más importantes son por la construcción de dos centrales nucleares (una en Campana, provincia de Buenos Aires, y la otra en Río Negro), la financiación de la obra del tren San Martín y otra para el Belgrano Cargas y la construcción de una planta solar que permitirá generar energía renovable en Jujuy. No hubo definición por el momento respecto de las represas Kirchner y Cepernic .

"Fue un encuentro muy bueno. La verdad que ratificó la vocación de trabajar en conjunto, se firmaron un montón de acuerdos, se generaron grupos de trabajo para trabajar el tema turismo, nuevas inversiones como con el San Martín, una ampliación del Belgrano Cargas, parques solares, inversión en deporte, en intercambio cultural", dijo el Presidente a LA NACION, tras firmar los convenios en el Palacio del Pueblo.

La primera de las centrales se construirá en Atucha -será la cuarta central nuclear que se hará en el predio donde están sus antecesoras homónimas, Campana- y la segunda, en la provincia de Río Negro, aunque aún no está definida la localidad. El Gobierno firmó el compromiso para avanzar con las obras por US$ 12.500 millones, algo que daría un impulso decisivo al sector energético. Además, se definió que para fin de año, posiblemente en noviembre, ya tendría que estar definido por inversores.

La fecha de puesta en marcha también ya fue declarada: será en enero próximo. La central rionegrina deberá esperar un poco más; en este caso, hasta enero de 2020.

El Gobierno, a través del ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, alcanzó el visto bueno para el financiamiento de la obra del tren San Martín por 2400 millones de dólares, la que se pondrá en marcha durante el primer semestre del próximo año.

Se trata de un trabajo de grandes proporciones, ya que comprende la completa reconstrucción de la infraestructura ferroviaria de Mendoza a Buenos Aires, pero con una particularidad: los materiales que se vendan en la Argentina se comprarán en el país. Para el financiamiento del proyecto se avanzó en la obtención de un crédito con una tasa preferencial de 3% anual -con todos los gastos incluidos- y con un plazo de 20 años con cinco de gracia.

Según contó Dietrich a LA NACION, el Belgrano Cargas ya está en obra. "Lo que negociamos cubre las necesidades de lo que no se contempló por el gobierno anterior por falta de planificación y porque no veían el tren como destino final de los puertos, entonces las terminales portuarias seguían sin tren", explicó el funcionario, que estimó que durante los 39 meses que duren los trabajos se generarán 26.000 puestos de trabajo.

Además, Macri y Xi suscribieron un acuerdo que financia la instalación de una planta solar en Jujuy que le permitirá ser generadora de energía renovable; en este caso, para la construcción de las plantas fotovoltaicas de Caucharí, el gobierno nacional y el provincial, a cargo de Gerardo Morales, alcanzaron un préstamo por casi 400 millones de dólares. Pero además de estos acuerdos Macri y Xi cerraron otros 12 proyectos.

"Hemos trabajado mucho para reordenar nuestra relación, que partió de una serie de acuerdos que habían sido fijados por la administración anterior y que tuvimos que revalidar. Lo hemos hecho; hemos corregido el curso donde fue necesario. La parte china tuvo la flexibilidad de aceptarlo y creo que hoy estamos avanzando sobre cuestiones concretas que se verán, muchas de ellas, en los acuerdos que se firmaron con la presencia de los dos presidentes", dijo la canciller Susana Malcorra, otra protagonista de los acuerdos.

El Presidente viajó ayer por la noche a Shanghai, donde hoy por la mañana participará de la inauguración oficial del Pabellón de la República Argentina en la Feria SIAL de la New International Expo Center. Después almorzará con Carlos Tevez y Ezequiel Lavezzi. Así cerrará su extensa visita a China y comenzará a desandar el camino que lo llevará a Tokio.

Un apoyo por Malvinas

Dentro de la extensa agenda de temas que trató ayer Mauricio Macri con su par chino, surgió el reclamo por las islas Malvinas. Según lo que informó el Presidente a la prensa a la salida de la reunión, China reiterará su apoyo al pedido argentino de soberanía. Se trata de una devolución de gentilezas ya que nuestro país apuesta a la política de "una sola China".

Volver a la Home
 

EnerNews es una
publicación de D&C Visual S.R.L.

D&C Visual