Empresas por País/Región Por Rubro
A B C D E F G H I J K L M N Ñ O P Q R S T U V W X Y Z

MERCADOS

Brent y WTI suben por U.K. Predicciones encontradas

Las voces más grandes en el petróleo no están de acuerdo sobre 2018

ENERNEWS/Bloomberg/Reuters

Las dos predicciones más críticas de los mercados mundiales del petróleo ofrecen visiones contrastantes para 2018: una en la que la OPEP finalmente logra despejar un exceso de oferta, y otra donde ese objetivo sigue siendo difícil de alcanzar.

En la estimación de la Organización de Países Exportadores de Petróleo, los obstáculos a la producción por parte del cartel y sus aliados finalmente eliminarán el exceso de inventarios de petróleo que han deprimido los precios del crudo durante más de tres años. Pero en opinión de la Agencia Internacional de la Energía, que asesora a los consumidores, ese superávit apenas se moverá. 

"Ambos no pueden estar en lo cierto", dijo Ole Sloth Hansen, jefe de estrategia de materias primas de Saxo Bank A / S en Copenhague. "Cualquiera que sea la forma en que el péndulo oscile tendrá un impacto significativo en el mercado".

 

La OPEP y Rusia han eliminado casi dos terceras partes de un exceso global este año, ya que los antiguos rivales constriñen conjuntamente su producción de crudo para contrarrestar el auge del petróleo de esquisto bituminoso en Estados Unidos. En el corazón del enfrentamiento entre las previsiones para 2018 es si la alianza puede agotar el resto del saliente sin provocar una nueva inundación de pizarra estadounidense.

A fines del año pasado, la OPEP y Rusia dejaron de lado décadas de rivalidad y desconfianza para terminar con una caída en los mercados petroleros globales que ha afectado a sus economías. Desafiando el escepticismo generalizado, recortaron los suministros de petróleo según lo prometido y resolvieron el 30 de noviembre perseverar hasta fines del próximo año. El crudo Brent subió esta semana a un máximo de dos años por encima de los 65 dólares el barril.

Tanto la AIE como la OPEP están de acuerdo en que los recortes de la coalición están funcionando. Los inventarios de petróleo excedentes en los países desarrollados -métrica principal de la OPEP para medir el éxito- cayeron a 111 millones de barriles en octubre, desde los 291 millones del pasado noviembre, según la AIE con sede en París, establecida en 1974 tras el embargo petrolero árabe. .

¿Feliz año nuevo?

Donde divergen es en lo que sucede después. La OPEP pronostica que el reequilibrio se completará a fines del próximo año, ya que esas existencias disminuirán en 130 millones de barriles en 2018. Por el contrario, la AIE prevé que los inventarios se mantendrán estables a medida que el nuevo crecimiento de la oferta supere las ganancias de la demanda. Advirtió el jueves a la OPEP que podría verse privado de un " Feliz Año Nuevo ".

Aunque ambas instituciones proyectan que la demanda de crudo de la OPEP será de aproximadamente 32.3 millones de barriles por día en promedio en la primera mitad de 2018, sus puntos de vista se alejan a medida que avanza el año. La OPEP espera que necesite bombear alrededor de 34 millones de barriles por día en la segunda mitad, mientras que la AIE ve un requisito de solo 32,7 millones por día.

"Viven en el mismo mundo durante la primera mitad de 2018, pero se divorciarán en universos separados para la segunda mitad", dijo Olivier Jakob, director general de la consultora Petromatrix GmbH en Zug, Suiza. "La OPEP cree en un fuerte crecimiento de la demanda de petróleo; la IEA cree en un fuerte crecimiento de los suministros que no pertenecen a la OPEP ".

Vistas divergentes

Mientras que la OPEP espera que los suministros rivales se expandan en 1 millón de barriles por día el próximo año, la AIE prevé que la OPEP crecerá en 1,6 millones por día. La diferencia radica, en parte, en sus puntos de vista conflictivos sobre la fuente de suministro que desencadenó la saturación que la OPEP está luchando por eliminar: el petróleo de esquisto bituminoso de EE. UU. La OPEP aumentó las estimaciones para la producción de crudo de Estados Unidos esta semana y ahora ve una expansión de 720,000 barriles por día el próximo año. Aún así, el pronóstico de la IEA es un 20 por ciento más alto.

"La incertidumbre que rodea la producción de petróleo de esquisto para el próximo año ha resultado en puntos de vista muy diferentes sobre la imagen fundamental de 2018", dijo Tamas Varga, analista de PVM Oil Associates Ltd. en Londres.

Cuando funcionarios de la OPEP invitaron a una serie de expertos para que les informaran sobre la situación de la shale en los Estados Unidos días antes de su reunión del 30 de noviembre, se mostraron consternados por la divergencia de opiniones, dijeron personas familiarizadas con el asunto. Uno de esos expertos, el veterano comerciante de crudo Andy Hall, citó la imprevisibilidad de la pizarra como una de las razones para cerrar su fondo estrella este verano.

Límites de esquisto

El Ministro de Energía e Industria de Arabia Saudita, Khalid Al-Falih, al hablar en la reunión de la OPEP en Viena, rechazó las perspectivas de la AIE para 2018 como excesivamente pesimistas.

Hay indicios de que el auge de esquisto de los Estados Unidos se está desacelerando. Los perforadores pueden haber llegado al límite en términos de reducción de costos y aumento de la productividad, y los inversores finalmente están insistiendo en que las ganancias se distribuyan en lugar de canalizarse hacia el crecimiento de la oferta.

Sin embargo, los analistas de Citigroup Inc. a Goldman Sachs Group Inc. y Commerzbank AG advierten que la OPEP continúa subestimando la magnitud de la revolución del shale.

Los productores estadounidenses se apresuran a cerrar los ingresos a medida que el crudo estadounidense se acerca a los 60 dólares por barril, lo que les permite financiar una nueva ola de perforación, datos compilados por el programa Bloomberg New Energy Finance.

"Solo Estados Unidos puede lograr casi todo el crecimiento de la oferta que la OPEP pronostica a nivel mundial en 2018", dijo Carsten Fritsch, analista de Commerzbank en Frankfurt. "Entonces, sin dudas, el pronóstico de la AIE es más convincente", analizó Bloomberg

Precios suben

 Los precios del petróleo subieron el viernes, impulsados ​​por la interrupción del oleoducto Forties en el Mar del Norte y por los continuos recortes en la producción encabezados por la OPEP, aunque la creciente producción de Estados Unidos mantuvo a raya los mercados.

Los futuros del crudo West Texas Intermediate (WTI) se ubicaron en $ 57.28 por barril a las 0757 GMT, 26 centavos más, o un 0,5 por ciento, desde su último acuerdo.

Los futuros del crudo Brent, el índice de referencia internacional para los precios del petróleo, estaban en $ 63.47 el barril, hasta 16 centavos, o 0.25 por ciento, desde su cierre anterior.

El actual corte del oleoducto Forties, que transporta petróleo del Mar del Norte a Gran Bretaña, fue el principal impulsor del precio, dijeron operadores.

"El operador de oleoductos de los años cuarenta Ineos declaró fuerza mayor en las entregas de crudo luego del descubrimiento el martes de filtraciones en el gasoducto, lo que indica que las reparaciones podrían demorar varias semanas", dijo el banco de inversiones estadounidense Jefferies.

Si bien la interrupción del oleoducto afecta físicamente principalmente a la región del Mar del Norte, es de relevancia mundial ya que el crudo que suministra es parte del suministro que respalda el índice de referencia del precio Brent.

"Si la duración del corte es de varias semanas, debería presionar al alza el precio del Brent", dijo Jefferies.

Más allá de la interrupción del suministro en el Mar del Norte, los comerciantes dijeron que los mercados en general fueron respaldados por los esfuerzos liderados por la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y Rusia para retener la producción para apuntalar los precios.

Goldman Sachs (NYSE: GS ) dijo que las condiciones del mercado permitieron a las principales compañías petroleras, a las que denominó Big Oil, ingresar a un "ciclo positivo de revisión de ganancias" y que "esto debería permitirle a Big Oil volver a emplear capital al doble. el dígito vuelve ".

El banco estadounidense dijo que las mejores condiciones del mercado se debieron a una mayor perspectiva del precio del crudo Brent con un promedio anual esperado de $ 62, $ 60 y $ 55 por barril para 2018, 2019 y 2020, respectivamente.

Las compañías generalmente asociadas con 'Big Oil' son BP (LON: BP ), Royal Dutch Shell (LON: RDSa ), ExxonMobil (NYSE: XOM ), Chevron (NYSE: CVX ) y Total.

La producción petrolera estadounidense, que se ha disparado en un 16 por ciento desde mediados de 2016 a 9,78 millones de barriles por día (bpd), se encuentra cerca de los niveles de los principales productores, Rusia y Arabia Saudita, y ha debilitado los esfuerzos de la OPEP para estrechar el mercado.

El aumento de la oferta estadounidense, impulsado en gran medida por la extracción de lutitas bituminosas, probablemente moverá a los mercados petroleros a un superávit de suministro en la primera mitad de 2018, dijo el jueves la Agencia Internacional de Energía (AIE). 

"El crecimiento total de la oferta podría superar el crecimiento de la demanda: de hecho, en la primera mitad el superávit podría ser de 200,000 barriles por día (bpd) antes de volver a un déficit de aproximadamente 200,000 bpd en la segunda mitad, dejando al 2018 en general mostrando un mercado estrechamente equilibrado ", dijo la IEA con sede en París en su informe mensual sobre el mercado del petróleo.

Volver a la Home
 

Propietario: D&C Visual S.R.L. | C.U.I.T.: 30-70894554-0
Piedras 153 3ºA (1070) Ciudad Autónoma de Buenos Aires
Director: Daniel Eduardo Bosque director@miningpress.com

EnerNews es una
publicación de D&C Visual S.R.L.

D&C Visual