Empresas por País/Región Por Rubro
A B C D E F G H I J K L M N Ñ O P Q R S T U V W X Y Z

ANÁLISIS

Cardénas: Repensar el futuro económico de Tierra del Fuego

Repensar el futuro económico de Tierra del Fuego

ENERNWS/MINING PRESS/El Cronista

EMILIO J. CÁRDENAS*  

Los argentinos que viajamos con alguna frecuencia por las peligrosas rutas que nos conectan con el sur del país, estamos acostumbrados a ver circular en ellas a los enormes camiones que, con fuerte custodia, transportan en caravana los productos armados en Tierra del Fuego hacia los centros de consumo del norte del país.

Esa es la salida al mercado diseñada para la peculiar infraestructura industrial fueguina. Para su inusual aparato productivo, entonces. Una ilusión óptica, apenas. Demasiado cara, por lo demás. Estamos frente a una estrategia de subsidios que, en rigor, no debiera eternizarse, con la que todavía se posibilita a miles de argentinos vivir y trabajar en uno de los rincones más bonitos de nuestra patria. Se trata, presumiblemente, de un ejemplo más de las mil caras del patológico costo argentino.

Es hora de preguntarnos: ¿es esto lo único que cabe hacer? ¿No hay otras alternativas, como algunos sugieren? ¿Más eficientes y mejor calibradas?

Es posible que efectivamente las haya. Tierra del Fuego tiene pesca, madera, enormes turbales para saneamientos e hidrocarburos cuya industrialización local debiera comenzar a priorizarse.

Los hidrocarburos, recordemos, son de propiedad de la provincia. Y no deberían ser sólo una fuente fácil de percibir impuestos y regalías. Sino, más bien, tratarse como una materia prima a elaborar localmente todo lo posible y dentro de los límites estrictos de la racionalidad. Lo que requiere tomar conciencia que cuando, en el 2012, desde el gobierno nacional se le quitaran, por decreto, a Tierra del Fuego los beneficios aduaneros e impositivos de los que gozaban, quizás se cometió un error, aún no enderezado.

¿No hubiera sido mejor direccionarlos, de modo que ellos apuntalaran, en cambio, a la rápida industrialización local de los hidrocarburos allí extraídos o a expandir su exploración y explotación?

Los países no se detienen. Desde que existen serias dudas acerca de la constitucionalidad de ese decreto, ¿no es hora de pensar en cómo promover activamente la industrialización local de esos hidrocarburos, con la cooperación y participación esencial de las empresas privadas? Y, en todo caso, ayudarlas con incentivos fiscales y tributarios bien acotados, direccionados y concretos, de modo de comenzar a crear una nueva matriz productiva local, que sea sustentable a lo largo del tiempo.

Para la determinación de las posibilidades reales de este camino alternativo y distinto, se debería convocar, de inicio, a la industria petrolera local, prioritariamente. Para poder escuchar, en un ámbito realmente público-privado, su voz y calibrar seriamente las alternativas industriales con algún valor agregado que sean rápida y efectivamente viables y, luego, diseñar el esquema de incentivos y sus indispensables controles, a medida. Se trata de aquellos que efectivamente las promuevan, apuntando a la inversión y no a financiar estérilmente el gasto corriente.

En un mundo que cambia aceleradamente, no es prudente permanecer sentados sobre esquemas productivos y mecánicas de incentivación que deben reevaluarse de tiempo en tiempo y adaptarse a ese cambio, desde que apuntan a aprovecharlo al máximo.

*Exembajador de la República Argentina ante las Naciones Unidas.

Volver a la Home
 

Propietario: D&C Visual S.R.L. | C.U.I.T.: 30-70894554-0
Piedras 153 3ºA (1070) Ciudad Autónoma de Buenos Aires
Director: Daniel Eduardo Bosque director@miningpress.com

EnerNews es una
publicación de D&C Visual S.R.L.

D&C Visual